jueves, 8 de marzo de 2012

Voy a explicarte lo que siento

¿Qué tal si nos besamos y luego seguimos siendo amigos?

Simplemente simple, fácil de comprender, difícil de explicar. ¿Sabes lo que es sonreír tontamente con una mirada suya? Quizás no. ¿Sabes lo que es estar nervioso por si te la fueras a encontrar? Quizás tampoco. ¿Sabes esa sensación de estar constantemente en las nubes? Puede que no. ¿Sabes lo que es la felicidad en estado puro en su presencia? No, no lo creo, no tienes cara de entenderme. Pues bien, siéntate aquí, a mi lado, deja que te explique esto. ¿Qué sientes cuando estás presente en un amanecer? La belleza del acto te hace sonreír y solo eres capaz de hacer eso, sonreír, ¿cierto? Pues eso es lo que siento yo cuando me miras, no quiero que ese encuentro que tengan nuestras miradas se acabe nunca y por eso nunca dejo de mirarte, lo siento si te intimida pero no puedo apartar mis ojos de ti, solamente me apetece perderme en tu mirada y no encontrarme jamás. ¿Has viajado alguna vez en avión? ¿Sabes ese escalofrío que te recorre el cuerpo cuando desde la ventanilla de tu asiento solo se ven nubes blancas en lugar del paisaje de tu lugar de destino y estás deseando verlo pero a la vez ansioso porque su mera imagen te emociona? Pues debes saber que eso es lo que siento yo cuando sé que te voy a ver pero aún no te he visto, por ello te busco donde sé que estarás, porque necesito tu presencia para ser feliz. ¿Sabes lo que es tumbarte en la hierba blandita mirando al cielo? ¿Y poniéndole formas a las nubes? Bien, pues así me siento yo, y las nubes a las que tú les pones forma son las historias que me imagino y que me gustaría que pasaran, todas contigo. Y por último, ¿has bailado alguna vez bajo la lluvia? ¿Has cantado a todo pulmón mientras nadie escuchaba? Esa felicidad que se siente es la que siento contigo, es la que es única, la que pasa solo algunas veces en la vida, la que quiero compartir contigo. 


1 comentario:

  1. Y pensar que tengo a alguien que escribe así justo a mi lado... Eres increíble, espero que no dejes de escribir nunca! La verdad si lo haces es una manera de desperdiciar el talento. Un beso!

    ResponderEliminar